martes, 4 de agosto de 2015

“Luz en las sombras” o los sentimientos que provoca el toro bravo. Video.


Zacatecas.- Luz en las sombras fue precisamente lo que nos dejó, un destello de que la fiesta brava puede sobrevivir a cualquier adversidad, y que lejos de la escena que se refleja en el ruedo, existen un sinnúmero de historias detrás de la crianza del toro de lidia; vidas y personajes que giran en torno a este bravo animal.

La presentación de este trabajo cinematográfico se dio en el marco del Programa Cultural del Serial Taurino que programó la empresa Zacatecas, Tierra de Toros, el cual fue proyectado en una de las salas de Cinemex, escenario al que acudió su autora, Renel Tron.

Mas información a continuación…



Ante un cine abarrotado, en los 42 minutos que duró la proyección Renel Tron logró captar la esencia de la fiesta, nos muestra una cara poco vista y también poco valorada, que logra cautivar a los creyentes y asombrar a los escépticos.

Las imágenes no necesitaron de más, hablaron por sí solas, el toro en su hábitat natural, amo y señor de la escena, cautivo y altivo, reflejo de su bravura, bajo la sombra de su nobleza y con el cobijo de la naturaleza que preserva y protege.

Un reconocimiento a la gente que cría al toro de lidia, que dedican su vida a cuidarlo, y un tributo a los miles que viven de él y para él, es quizá el mensaje más claro de este trabajo donde los protagonistas no tenían un guión, donde las palabras que surgieron del alma de caporales, ganaderos y toreros buscaron sólo hilar la realidad de un espectáculo que lucha contra corriente y que en este tipo de trabajos puede encontrar un sustento, un respaldo.

Las escenas se desarrollan en diversas ganaderías de la geografía nacional, donde espontáneamente conocimos el legado familiar que existe entre los caporales, un trabajo que se hereda de generación en generación y donde la única estafeta es el respeto y el amor al toro de lidia.

“Cuando hice las primeras visitas a las ganaderías, confirmé que el toro es el argumento central de mi inspiración, y me pareció que era muy importante plasmar el sentimiento de esas personas que eligen vivir alrededor de la fiesta y convierten su trabajo en el aspecto más significativo de su existencia. El toro me fue guiando, me dio armas para seguir adelante. Cada vez que lo miraba en el campo sabía que estaba haciendo lo correcto, porque esa libertad del toro en su hábitat provoca una sensación muy especial que resulta difícil de entender para la gente que no ha tenido la oportunidad de verlo”, afirmó la autora.

En el documental también aparecen otros aspectos humanos que muestran que la fiesta de los toros es una tradición arraigada en el ánimo del mexicano, en cada rincón de nuestro país se vive de manera distinta, como el caso de La Petatera, en Villa de Álvarez, Colima, donde año con año los pobladores se olvidan de todo para concentrarse únicamente en construir esta plaza de petate.

“A cada paso que di para hacer el documental reafirmé la idea que tenía desde un principio, la importancia de aportar algo a la fiesta. Entendí con más nitidez el sacrificio del toro en la plaza y su razón de ser; comprendí el sufrimiento del torero y su esfuerzo. Esos elementos, y otros más, me conmovieron profundamente. Quise dar un punto de vista interno; es decir, desde adentro, lo que supone un valor añadido. Me atreví a hacerlo y al final me deja una gran satisfacción personal como aficionada, pues sólo me movió el afán de compartir esta vivencia, este sentimiento que une a muchas conciencias, a muchas personas de distinta formación, pensamiento, nivel social y económico”, compartió Tron.



Con un lenguaje sencillo, sin terminología, la autora busca que este trabajo pueda llegar a los espectadores que no conocen la fiesta brava, “pues este documental también se lo dedico a ese público ajeno a la fiesta; esas personas que no tienen una postura definida sobre ella, aquellos a los que se quiere engañar con falacias. La intención de este trabajo es hacerlos sentir la fiesta desde otro ángulo, el del sentimiento que es el hilo conductor de los personajes que aparecen aquí”, sentenció.

En esta velada donde los asistentes, taurinos y no taurinos, disfrutaron el trabajo en pantalla de Tron, también se realizó una agradable tertulia moderada por el periodista Juan Antonio de Labra, con la participación del ganadero José Miguel Llaguno, el matador de toros Sergio Flores y el empresario taurino Juan Enríquez Rivera.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...